Dinamismo cultural y creativo global (índice C3)

Este mapa representa el comportamiento cultural y creativo de cada ciudad según el valor del índice C3. El índice se obtiene a partir de la media ponderada de las puntuaciones de cada ciudad en tres subíndices –D1, D2 y D3– que valoran y sintetizan, a su vez, dimensiones expresivas de la vitalidad cultural, el dinamismo de la economía creativa y el contexto socio-espacial de las ciudades respectivamente. Los subíndices D1. Vitalidad cultural y D2. Economía creativa aportan en el 40% de la puntuación del índice C3 mientras que el contexto socioespacial, subíndice D3, supone el 20% restante.

Santiago de Compostela lidera la clasificación de las 81 ciudades estudiadas (C3 =54,82) multiplicando casi por cinco la puntuación de Motril, ciudad con la puntuación más baja (C3=11,62). La variabilidad del valor del índice no es muy alta, dejando además patente que las ciudades tienen un amplio margen de mejora ya que las puntuaciones obtenidas están lejos de 100, que sería el máximo posible. Hay que tener en cuenta que las variadas dimensiones computadas en el índice C3 impiden la obtención de ese valor máximo, propio de una ciudad “ideal”, que no alcanza ni siquiera París, ciudad que lidera el ranking de las 179 estudiadas en la edición europea y cuya puntuación en el índice C3 es de 70.

En general, las ciudades situadas en áreas metropolitanas -como Pozuelo de Alarcón, Las Rozas, Sant Cugat del Vallés o Paterna– obtienen puntuaciones más altas, debido al peso de su economía creativa, que propicia sus elevadas puntuaciones en el índice C3. Sin embargo, a la ciudad que encabeza el ranking, Santiago de Compostela, y a otras ciudades no metropolitanas que ocupan posiciones altas -Girona, Segovia, Toledo, Cuenca–, les favorece su vitalidad cultural.

Ver ranking (hoja C3)